La filosofía es paradójica, siempre se le escapa algo

El filósofo francés, ayer durante un momento de la entrevista con LA OPINIÓN en el hotel Arco de San Juan

¿Qué es esto de la filosofía política crítica?

Hay que comprenderlo a la vez que la historia de la filosofía política francesa, que hace treinta años era comprendida como un lugar de resistencia frente a la socialización de lo político. Después esta filosofía se renovó, pero no de la manera que esperábamos: volvió el neokantismo. Voy a intentar pensar si la filosofía política puede escapar de su destino articulando la crítica de la dominación con lo que yo llamo el paradigma de lo político. Este paradigma no sería reducible ni a la lógica de lo militar, ni de lo social, ni de lo económico, y hay que pensarlo directamente en conexión con la crítica de la dominación.

¿Qué implica esto?

Que debemos comprender las luchas dentro del espacio de la política, pero al mismo tiempo estar atentos a aquellos que, a través de la dominación, buscan suprimir el espacio de lo político. Hay que volver a la idea de Maquiavelo de la ciudad política como espacio dividido entre dos deseos: el deseo de los grandes de mandar y el deseo de los pequeños, de muchos, de no sufrir la dominación.

Hablando de dominaciones, Fidel Castro ha anunciado su retirada tras décadas en el poder. ¿Cómo cree que afectará esta decisión al futuro de Cuba? ¿Se pondrá en marcha la transición de la que tanto se habla?

No creo que Raúl Castro sea el medio para una transición. Cabría preguntarse si hay un movimiento popular constituyéndose para recuperar sus derechos y no sufrir más la dominación de los grandes. Lo que sería de desear es que no sean los mismos hombres los que tomen la vía democrática para seguir manteniéndose en el poder.

Respecto a la política de su tierra natal, a veces se habla más de la vida amorosa de Sarkozy que de su gestión…
Ese es su problema, no el mío.

¿Usted cree que como primer ministro lo está haciendo bien?

Puede que, muy a su pesar, haga renacer un conflicto en Francia. Un conflicto en el interior de la derecha política, en el interior del partido socialista y también a nivel social. Cuantos más proyectos se multipliquen, más claramente va a parecer que la idea de Sarkozy es concebir Francia con el modelo americano. Quiero decir, con lo que él cree que es el modelo americano.

Tras tantos años filosofando sobre el tema, ¿no tiene usted la tentación de meterse en política?

No. El intento de comprender la política me basta.

¿Considera, en líneas generales, que esto de la filosofía se ha pasado de moda y es sólo para una inmensa minoría?
Nos encontramos en una situación paradójica. La filosofía se encuentra amenazada en todo el mundo, pero al mismo tiempo los que intentan eliminarla quieren luego servirse de ella para perpetuarse en el poder. Por ejemplo, en Francia, el periódico L’Monde ofrece cada semana, cada lunes, una obra de filosofía a sus lectores.

¿Está mal visto ser filósofo en los tiempos que corren?

No tanto. Por ejemplo, el argumento de L’Monde es que son precisamente los filósofos los que ayudan a comprender el mundo.

¿El mundo se puede comprender a fuerza de estudiar y pensar mucho o siempre habrá algo que no podamos asimilar?

Yo considero la filosofía como algo paradójico, porque siempre hay algo enigmático que se le escapa.

¿Cree usted en Dios o en alguna fuerza sobrenatural que guía los destinos?

No, no. El papismo hay que combatirlo, como decía Stendhal (ríe).

Por otra parte, ¿cuál es el último libro que ha leído?

Los leo por cientos, muchos a la vez, así que no tengo un último libro. Son muchos.

¿Y qué le ha parecido Murcia? Me ha llamado la atención el centro histórico y el aire nuevo que se nota en la ciudad. Por ejemplo, el que hay en el Cuartel de Artillería.

Notas:

Fuente: http://www.laopiniondemurcia.es/secciones/noticia.jsp?pRef=3253_12_93958__CulturaySociedad-filosofia-paradojica-siempre-escapa-algo

Hay 0 comentarios

Deja tu comentario


¿Eres humano o robot?, escribe el código de arriba: